Cuando oímos la palabra “entrevista”, en seguida nos imaginamos una entrevista de trabajo con un responsable de selección para algún puesto al que hemos optado.  Nada más lejos de la realidad. Existe un tipo de entrevista que sólo busca conseguir información sobre una empresa, un puesto de trabajo o un sector, es la entrevista informativa.

¿A quién no le gustaría hablar con algún directivo de la empresa en la que sueña trabajar? La entrevista informativa es la herramienta perfecta para entrar en contacto con profesionales que desarrollan su carrera por ejemplo, en el sector o la empresa en el que nos interesa trabajar. Además, este tipo de entrevista resulta un buen instrumento de networking.

Para organizar tu primera entrevista informativa, pon en práctica estos sencillos pasos:

Concertar una cita previa: Contacta con la persona, telefónicamente o vía y mail para proponerle el encuentro. Incluso si tenéis algún contacto en común puedes pedirle que intermedie entre ambos. Sea cual sea el modo de contactar con esa persona, es muy importante que dejes claro que lo que te mueve es avanzar en tu carrera o conocer a personas vinculadas al sector en el que te interesa trabajar. No hagas sentir a la otra persona un “medio” para conseguir un empleo.

¿Dónde tener la entrevista? Cualquier lugar o momento puede ser bueno para tener una entrevista informativa. Recuerda que se trata de un encuentro informal y no debería durar más de media hora. En caso de que el encuentro sea telefónico, el tiempo máximo no debe superar los quince minutos.

Prepara  el encuentro. La conversación no puede centrarse en tu búsqueda de empleo si no en conocer más sobre las competencias, conocimientos y experiencia de la otra persona. En el momento en el que la conversación se centre en ti, habla sobre tus inquietudes profesionales y por qué estabas interesad@ en conocerle.

Durante la entrevista. Recuerda que es un encuentro informal, y no deber ser rígida. Presta atención a las respuestas del entrevistado, puede proporcionarte valiosa información que desconocías y darte pie a que le repreguntes sobre ello. Aprovecha para pedir consejo sobre cómo desarrollar tu carrera profesional.

Mantén el contacto. Antes de terminar el encuentro, recuerda intercambiar vuestros datos de contacto, mail, teléfono o vuestro perfil en Linkedin.

Si te preguntas si la otra persona aceptaría una entrevista informativa contigo, la respuesta es que probablemente sí. Mucha gente disfruta compartiendo su experiencia y dando consejos a los jóvenes que se han incorporado o se van a incorporar al mercado laboral. Otros, además, lo ven como una forma de motivar a quienes quieren trabajar en un sector que conocen bien.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn