Son muchos los estudiantes universitarios o de F.P. que durante esta etapa deciden compaginar sus estudios con un puesto de trabajo para ganar dinero, adquirir experiencia o ambas cosas. Pero nadie ha dicho que estudiar y trabaja sea sencillo ya que también necesitamos tener tiempo de ocio y descanso.

Si estás pensando en dar el paso de comenzar a trabajar mientras estudias debes saber que tienes que ser una persona activa y responsable. “No tengo ni un minuto”, “Me faltan horas en el día”, “No puedo concentrarme cuando estudio” o “Ya no sé lo que es salir un fin de semana”, son frases que seguro que has oído alguna vez de boca de alguien que ya ha pasado por la experiencia de estudiar y trabajar pero todo esto ocurre por la falta de organización, una de las claves para sobrevivir esos meses y medir esfuerzos. Toma nota de las claves para lograr compaginar con éxito estudios y trabajo:

Gestiona el tiempo: Saber gestionar el tiempo es una de las condiciones indispensables para poder dedicarle el tiempo necesario a todas las tareas que tengas que hacer. Para ello es necesario que planifiques tu agenda y des prioridad a las tareas que consideres más importantes o urgentes de realizar.

Conoce tus límites: Una cosa es compaginar estudios y trabajo y otra querer hacerlo por encima de nuestras posibilidades lo que te generará nervios y tensión y terminará afectando a tu rendimiento en ambos ámbitos. Ten en mente dejar siempre un espacio destinado a practicar deporte, leer o estar con los amigos.

No te bloquees: No eres el primero ni el único que compaginas estudios y trabajo. Si otros han podido, tú no vas a ser menos. Confía en tus posibilidades, no establezcas límites y llegarás donde te proponga.

Respeta tus horas de sueño: Estar descansando es vital para tener energía y poder afrontar todas las actividades del día siguiente.  Cuidado con abusar de bebidas ricas en cafeína o energéticas, sus efectos sólo durarán unas horas y luego te sentirás igualmente cansado.

Apóyate en amigos y familiares: Si necesitas ayuda con algo, pídeselo. Estarán encantados de poder ayudarte con lo que necesites y pueden facilitarte tus tareas.

Si piensas incorporarte al mundo laboral mientras estudias, ten en mente siempre tu objetivo final y pon en valor lo que estás haciendo. ¡Todo esfuerzo tiene su recompensa!

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedIn